Transporte de carga peligrosa a escasos metros de las casas


Camión Boliviano perdió su carga al soltarse y caer sobre en la vía Luis Berretta Porcel, por la cual transitaba con 80 tambores con ácido nítrico. 09.01.2019

Afortunadamente las autoridades regionales tomaron todas las medidas de prevención para resguardar a seguridad e integridad de las personas que habitan en el sector poblacional afectado ante el accidente ocurrido en el día de ayer.

Hoy en día, nadie pone en duda que las mercancías peligrosas son imprescindibles para el desarrollo de la actividad industrial y de la sociedad ya que, por ejemplo, todos necesitamos combustible, elementos para desinfectar en la limpieza diaria, pinturas y disolventes para decorar nuestras casas, pegamentos, adhesivos, bebidas alcohólicas, extintores… y, en general, un amplio rango de productos que la industria pone en el mercado para mejorar nuestra calidad de vida. Como consecuencia de esta necesidad, habitualmente por las distintas vías de comunicación calles donde circulan estos productos para poder utilizarse como materias primas en diferentes industrias o para llegar al consumidor final.

Igual esto tiene impacto y riesgos

De todos los modos de transporte, el que sin duda tiene mayor impacto sobre la población ariqueña es el transporte terrestre, sobre todo con el libre paso de camiones bolivianos que atraviesan toda la ciudad con todo tipo de carga, este transporte comparte las calles de la ciudad con otro tipo de transporte, el transporte privado, el transporte público de pasajeros, y en el centro centro prácticamente con los peatones, todas son vías de comunicación de Arica muy cerca núcleos de población, donde las atraviesan.

Al respecto independientemente de los hoyos en las calles a los que se hace mención el chofer del camión accidentado, existe una Ley en Chile, ver aquí REGLAMENTA TRANSPORTE DE CARGAS PELIGROSAS POR CALLES Y CAMINOS

Hay que prevenir y controlar para no tener que lamentar accidentes que comprometan la salud y la vida de las personas

Muestra Modelo de control del transporte de mercancías peligrosas

Objetivo de hacer reconocible cualquier transporte de mercancías peligrosas y comunicar la peligrosidad del mismo.
Especificar cómo tienen que ir señalados y etiquetados tanto el camión como los bultos que se transportan en su interior.
Los fabricantes y expedidores de mercancías peligrosas están obligados a instalar sobre envases y embalajes las correspondientes etiquetas de peligro. Éstas son cuadradas, apoyadas sobre un vértice y de unas medidas concretas. Deben colocarse de forma apropiada y bien visible en los bultos y, así mismo, las unidades de transporte deben llevar las mismas etiquetas.
Los vehículos que transportan mercancías peligrosas deben llevar un panel naranja en la parte delantera y trasera que sirve para identificar la naturaleza de la materia que se transporta y el peligro que presenta. En la parte inferior de este panel, se identifica la materia transportada, a través del número ONU y, en la parte superior, el tipo de peligro de la materia que se transporta a través del número de identificación de peligro. No obstante, es posible encontrar vehículos con paneles naranja vacíos, es decir, sin números. Esto ocurre en los vehículos que transportan bultos de diferentes mercancías.
Los números ONU​ o identidades UNO son números de cuatro dígitos usados para identificar sustancias o materiales peligrosos (como explosivos, líquidos inflamables, sustancias tóxicas, etc.) en el marco del transporte internacional. … o productos con propiedades similares reciben un número ONU particular.
Todo transporte de mercancías peligrosas debe ir acompañado de un documento llamado carta de porte, en el que se identifica la mercancía peligrosa según el ADR, la cantidad, los datos del expedidor, del destinatario…

Para poder realizar un buen control del transporte de mercancías peligrosas desde la carga de las mismas hasta su destino, las empresas expedidoras y receptoras deben contar con la colaboración de un Consejero de Seguridad, cuyas funciones y obligaciones están reguladas.

Igualmente, resaltar que las mercancías peligrosas deben circular, preferentemente, a través de la Red de Itinerarios de Mercancías Peligrosas (RIMP), aunque algunos transportes no pueden restringirse a esta red para poder llegar al destinatario (por ejemplo, gasolineras).

Por último, no olvidar que existen Planes de Emergencia para coordinar la actuación en caso de que ocurra un accidente con este tipo de transportes y que se elaboran Mapas de flujo que permiten tener una idea global de la cantidad y tipo de transporte de mercancías peligrosas que circula por las redes de transporte. Todo ello con el objetivo mencionado de tener identificado y controlado el transporte de mercancías peligrosas.

INNOVACIÓN NECESARIA
En España se desarrollan actividades en esta línea de trabajo, el Grupo Universitario de Investigación Analítica de Riesgos (Guiar) de la Universidad de Zaragoza, junto a un consorcio de empresas e instituciones, está desarrollando un proyecto de I+D —proyecto Hecate— financiado por el Ministerio de Economía y Competitividad, cuyo objetivo principal es desarrollar un producto tecnológico que permita controlar, en tiempo real, el transporte de mercancías peligrosas, incluyendo el registro de la carta de porte en la nube y la ruta seguida por el camión, para conseguir un mayor control de este tipo de transporte por parte de las empresas, e intervenciones óptimas en casos de emergencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *